viernes, 3 de junio de 2011

KNICKS, PERDERAN SU CABEZA...

Donnie Walsh no retornará como presidente de New York Knicks, que deberá encontrar a otra persona para continuar el trabajo de reconstrucción que él empezó.

Los Knicks anunciaron en un comunicado el viernes que Walsh y el presidente del Madison Square Garden, James Dolan, acordaron que Walsh no retornará cuando su contrato expire al final de junio.

La partida de Walsh es una pérdida grande para los Knicks y las preguntas abiertas surgen acerca de si el coach Mike D'Antoni retornará para el último año de contrato.

Walsh pasó tres temporadas en New York, liderando una reconstrucción masiva que envió nuevamente al equipo a una temporada de playoffs seguida de las adquisiciones de Amare Stoudemire y Carmelo Anthony.

Pero Dolan no ejercitó su opción para la próxima temporada, y los dos no pudieron arreglar en términos de una extensión.

"En un relativamente corto tiempo con los Knicks, Donnie hizo un impacto tremendo, que se sentirá en los años que vienen", dijo Dolan. "Le agradecemos a Donnie por su liderazgo, trabajo duro y máxima contribución a la renovación del equipo".

Los Knicks dijeron que Walsh será consultor la próxima temporada. El vicepresidente senior Glen Grunwald servirá como manager general interino.

Walsh y D'Antoni arrivaron a New York tras la temporada 2007-08 e inmediatamente trabajaron limpiando el desorden dejado por Isiah Thomas, que trabajó en ambos roles. Para Walsh, esto significó pasar dos temporadas reduciendo una de las nóminas más caras de la NBA, dejando a los Knicks debajo del límite salarial para conseguir dos estrellas el pasado verano.

Los Knicks sólo tuvieron a Stoudemire pero intercambiaron por Anthony en febrero y terminaron 42-40, su primer récord ganador en una década. Fueron barridos por Boston en su primera postemporada desde 2004, y el roster necesita mejoras significativas para poder competir con lo mejor de la Conferencia Este.

Walsh dijo que quería retornar, pero ha batallado con problemas de salud y no parece tener control completo del básquetbol, con Dolan recibiendo el consejo de Thomas, incluso luego de que Walsh quitara a este último del cargo.

"Con algunos de los jugadores de elite de NBA, un coach increíble y unos fanáticos apasionados y leales, confiamos mucho en el futuro de la franquicia de los Knicks", dijo Dolan.

No hay comentarios:

Publicar un comentario